Documentos, vacunas y cuidados para un perro de caza

Portada cuidado perros cazaAhora que estamos en plena media veda y nos lanzamos al campo con nuestro compañero peludo, vamos a repasar todo los requisitos que debemos cumplir con respecto a la desparasitación y vacunación de nuestra mascota. Este tema no sólo es importante por su carácter obligatorio, sino que por encima de todo está su salud y bienestar, así como la de nuestra propia familia.

¿Qué debemos hacer cuando tenemos un cachorro?

Nuestro veterinario nos recomendará una primera desparasitación interna entorno al mes, para posteriormente poder vacunarle y desparasitarle externamente.

3-4 semanas de edad

Cuando nuestro perro tenga unos 21/30 días, se llevará a cabo  la  primera desparasitación interna, con pastillas o jarabes especiales para cachorros.

Con esta primera visita al veterinario ya dispondremos de la Cartilla Sanitaria, donde quedarán reflejadas todas las vacunas y desparasitaciones, además de servir como documento de identificación obligatorio del animal.

6-8 semanas de edad

Una vez realizada la desparasitación interna, el cachorro está en perfectas condiciones para dar el siguiente paso, la vacunación.

Como norma general, se realizará entorno a las 6-8 semanas de vida del cachorro frente a enfermedades infecciosas como parvovirosis, moquillo, hepatitis, leptospirosis o traqueitis infecciosa, realizando así revacunaciones cada 3 semanas hasta las 12-15 semanas de edad, y a partir de aquí se revacunará de forma anual.

Con respecto a la rabia, la vacunación se llevará a cabo a los 3 meses de edad, siendo obligatoria la revacunación anual en Extremadura (esto varía de unas Comunidades Autónomas a otras). Esta vacuna además es importante porque nuestro perro cobrará aves migratorias.

E momento en el que se identificará correctamente al animal a través del microchip.

8 semanas de edad

Los perros están expuestos a multitud de enfermedades que se pueden transmitir a través de la picadura de mosquitos, pulgas y garrapatas. Por ello, debemos realizar una correcta desparasitación externa que podemos iniciar en nuestro cachorro a partir de los 2 meses de edad.

Algunas de las enfermedades que pueden transmitir estos parásitos son Leismaniosis, Babesiosis, Ehrlichiosis o Enfermedad de Lyme, pudiendo además trasmitirlas no solo a otros perros si no a nosotros. Para protegerlos, existen diferentes métodos que trataremos más adelante.

Y a la hora de  salir a cazar…

Después de las desparasitaciones y vacunaciones mencionadas anteriormente, debemos tener en cuenta que para  poder cazar o transportar a nuestro perro sin enfrentarnos a alguna sanción, deberemos tener en regla nuestra Cartilla Sanitaria perfectamente cumplimentada, con vacunaciones y desparasitaciones en regla, y que deberemos tener a mano no sólo en el transporte, sino durante la faena.

Desparasitación interna

La desparasitación interna se llevará a cabo por norma general cada tres meses, aunque esto dependerá de las condiciones/zona geográfica donde residamos (pudiendo realizarse de forma mensual).

Vacunas

Además de todas las vacunas recomendadas que debemos tener en regla y realizar las revacunaciones de forma anual, es OBLIGATORIA la vacuna frente a la rabia. Hacemos mucho hincapié con esta vacuna, ya que aunque España es un país donde la rabia está erradicada, lo perros cobrarán especies migratorias procedentes de Francia o Marruecos.

Desparasitación externa

Como hemos dicho, es muy importante desparasitar externamente a nuestras mascotas durante todo el año, no solo porque las condiciones climáticas están cambiando y tenemos parásitos los 12 meses del año, si no porque la mayoría conviven con otras mascotas/animales que son una fuente continua de infestación. Existen varios productos en el mercado con los que  hacer frente a mosquitos, pulgas y garrapatas, como collares, pipetas o comprimidos.

Con respecto a los mosquitos, el principal es el Flebotomo, responsable de la transmisión de la Leishmaniosis, siendo Extremadura una zona endémica donde debemos extremar la precaución y el uso de repelentes como collares o pipetas. Frente a pulgas y garrapatas, hoy en día existen otras opciones como los comprimidos, que podemos administrar cada tres meses junto con la desparasitación interna haciendo así de nuestro protocolo de desparasitación algo cómodo y sencillo.

En cuanto a la periodicidad de la desparasitación externa, esta dependerá del producto que utilicemos. Por lo que es muy importante tener en cuenta las recomendaciones del fabricante con respecto a baños, ya que los productos tópicos pueden verse afectados por la luz solar o el agua.

Como hemos comentado al principio de este artículo debemos cumplir con todos estos requisitos, no sólo por el aspecto legal (las multas van desde los 300€ hasta los 6.000 €), sino por la salud y bienestar de nuestro fiel compañero, ya que además de que un perro sano caza mejor, podremos disfrutar de su compañía por muchos años.

No lo olvides, visita a tu veterinario, el será quien mejor podrá aconsejarte cómo proteger a tu mascota durante todo el año.

Esperamos que este post os haya sido de ayuda y que os sirva para no dejar desprotegido  a nuestro más fiel compañero.

, , , ,

Sin comentarios todavía.

Deja un comentario

Share This